Pastor belga malinois

El Pastor belga malinois es un canino de pies ligeros y alta resistencia. Es muy apreciado como perro de trabajo por su diligencia y sus agudos sentidos. Como compañero de la familia, el Pastor belga malinois es cariñoso y profundamente devoto de la gente que ama.

El Pastor belga malinois es una variedad de la raza del perro pastor belga con sus propios rasgos únicos.

Historia

El Pastor belga malinois es una parte de los perros de pastoreo belgas conocidos como Chiens de Berger Belge. En los viejos tiempos, sirvió principalmente como perro de pastoreo y guardia en Bélgica. Como el perro belga fue criado por su habilidad más que por su estética, no se encontraron muchos registros sobre este perro.

En 1911, el Profesor Reul fue solicitado para estudiar los perros nativos de Bélgica. Su investigación tenía como objetivo ver si estos perros podían ser clasificados en distintas razas. La variedad de pelo corto del perro pastor belga se originó en la ciudad de Malines, que está situada en la región noroeste de Bélgica. Por lo tanto, este perro se ganó el nombre de Pastor belga malinois.

Hasta ahora, la raza sigue siendo la raza de pastor más popular de Bélgica. Hoy en día, el Pastor belga malinois no sólo es favorecido como perro de pastoreo, sino también como perro policía. La raza está incluso más solicitada que el pastor alemán. La versatilidad de la raza y su naturaleza trabajadora lo hacen muy adecuado para este noble pero desafiante trabajo.

Apariencia y aseo

El Pastor belga malinois tiene un cuerpo delgado pero musculoso, de forma cuadrada que exuda elegancia. Su cuerpo es proporcional a su cabeza. Sus orejas son erguidas y triangulares. Tiene un hocico ligeramente puntiagudo y una nariz negra. Sus ojos almendrados son marrones. Tiene pies de gato y su cola es fuerte en la base.

El Pastor belga malinois tiene un pelaje doble corto y recto. Es resistente a la intemperie con un subpelo grueso. El pelo es comúnmente corto en las orejas, la cabeza y las patas inferiores del perro. Se hace ligeramente más largo alrededor del cuello, la cola y la parte posterior de los muslos. El pelaje del Pastor belga malinois viene en colores marrón, rojo y leonado. Mientras tanto, las puntas de su pelaje son negras.

La raza se confunde a menudo con el perro pastor alemán. Sin embargo, ambos tienen pequeñas pero claras diferencias. El perro belga es más pequeño en tamaño comparado con el pastor alemán. Además, el Pastor belga malinois posee una cabeza más definida y tiene orejas más pequeñas y triangulares que el pastor alemán. A diferencia del Pastor belga malinois, el perro pastor alemán comúnmente tiene un color bronceado con un pelaje de silla de montar negro.

Cuando se cuida a un Pastor belga malinois, se aconseja cepillar su pelaje al menos una vez a la semana. Esto ayuda a deshacerse de cualquier pelo muerto o suelto. Normalmente se desprende dos veces al año en primavera y otoño y puede necesitar un cepillado diario durante esos meses. El baño sólo debe hacerse una vez que se ensucie o tenga mucho olor. El lavado recurrente puede secar su piel y su cabello, lo que puede causar problemas en la piel. Córtele las uñas al menos una vez cada uno o dos meses. No olvide inspeccionar y limpiar sus oídos una vez al mes para prevenir infecciones de oído. Si es posible, añada el cepillado diario de dientes a su rutina de aseo. Es una de las formas más efectivas de evitar la enfermedad periodontal, que es un problema de salud muy común en los perros.

Temperamento e inteligencia

El Pastor belga malinois es muy cariñoso con su familia y está muy dedicado a ellos. Es un buen perro guardián ya que es protector de sus compañeros humanos. El Pastor belga malinois tiende a ser reservado e indiferente hacia los extraños. Sin embargo, no debe ser hostil con ellos, a menos que sea amenazado.

El Pastor belga malinois encaja bien en familias con niños. Cuando se trata de otras mascotas de la familia, puede que no se lleve bien con ellas a menos que crezcan juntas. Socializarlo durante su etapa de cachorro evitará que esto suceda. La supervisión es siempre necesaria cuando interactúa con un niño o una mascota.

Los niños pequeños tienden a ser alborotadores y pueden manejar al perro con brusquedad. El Pastor belga malinois también tiene un alto impulso de presa y puede perseguir y pellizcar cualquier cosa que se mueva. Este rasgo puede ser frenado a través de un entrenamiento consistente.

La agresividad y la timidez no forman parte del temperamento de un Pastor belga malinois. Es un perro sociable y amigable. Aunque puede ser protector con los miembros de su familia, no debe ser vicioso ni tímido con otras personas. Puede actuar distante, hasta que identifique que no son una amenaza.

Puede no llevarse bien con los niños y las mascotas de la familia si no se presenta y socializa adecuadamente como cualquier perro. Por lo tanto, la socialización temprana y el entrenamiento son cruciales para que el Pastor belga malinois madure y se convierta en un perro amante de las personas y los animales. Sin someterse a este proceso, puede terminar siendo temeroso o agresivo con los humanos y otras mascotas.

El Pastor belga malinois es un perro inteligente y muy capaz. Puede aprender rápidamente nuevos comandos y trucos a través de un entrenamiento firme y consistente. Use el refuerzo positivo para motivarlo a dar lo mejor de sí mismo.

Como es un perro sensible, mantenga sus emociones bajo control y cuide su tono de voz durante el entrenamiento. Cualquier trato duro será recibido con resistencia y puede que también esté resentido con usted por ello.

El Malinois Belga sobresale en muchos juegos y actividades con perros. Estos incluyen pastoreo, exhibición, rastreo, exhibición, agilidad, obediencia, fly ball, Schutzhund y otros deportes de protección, búsqueda y rescate, y trabajo policial.

Se aconseja que confine a su cachorro Pastor belga malinois a un espacio cerrado como una habitación, una caja o una correa. Una vez que aprenda que debe salir al exterior para hacer sus necesidades, puede permitirle lentamente que deambule por su casa. Siga los siguientes pasos cuando comience el adiestramiento en casa:

Paso 1: Asegúrese de establecer un horario de alimentación regular. Recuerde retirar sus alimentos no terminados entre las comidas.

Paso 2: Lleve a su cachorro Pastor belga malinois afuera, temprano en la mañana. Hágalo de nuevo cada 30 minutos o cada hora. Llévelo afuera después de comer y cuando se despierte de una siesta. Debe ser llevado afuera para eliminarlo por la noche antes de que se duerma.

Paso 3: Asegúrese de que elimina en el mismo lugar cada vez que sale. Si se hace con frecuencia, su olor lo llevará a la zona sin que usted lo insista.

Paso 4: Quédese con él afuera, al menos hasta que esté entrenado.

Paso 5: Cada vez que su cachorro Pastor belga malinois elimine afuera, dele un regalo o elógielo. Esto le animará a continuar con este comportamiento hasta que se convierta en un hábito.

El Pastor belga malinois es muy capaz cuando se trata de ser un perro policía. Sus agudos sentidos pueden detectar con éxito los olores de acelerantes, narcóticos y explosivos. Por lo tanto, es comúnmente elegido para trabajar en la protección personal y el trabajo policial. De hecho, el Servicio Secreto de los EE.UU. utiliza al Pastor belga malinois para vigilar la Casa Blanca.
El Cairo, un Pastor belga malinois, fue el perro elegido para acompañar al Equipo Seis de los SEAL. Con su ayuda, pudieron cazar y eliminar a Osama Bin Laden.
El Pastor belga malinois sirvió como ayudante y mensajero de la Cruz Roja durante la Primera Guerra Mundial. Algunos creen que estos perros también tiraron de carros ambulancia y carros con armas de fuego.

Nutrición y alimentación

El Pastor belga malinois es una raza de tamaño medio a grande que requiere consumir mucha carne. Dado que es una raza activa, debe alimentarlo con un 25 a 35 por ciento de proteínas. También debe haber más de un 10% de ingesta de grasa para asegurar que tenga suficiente energía durante el día.

Puede alimentar a su Pastor belga malinois con comida para perros procesada comercialmente, pero asegúrese de que tenga los siguientes ingredientes:

Proteína animal – La proteína de origen animal debe ser el primer ingrediente que aparezca en la etiqueta del alimento para perros. El alimento para perros debe contener más del 35 por ciento de proteínas de carne verdadera. Las buenas fuentes de proteínas para un Pastor belga malinois incluyen el bisonte, el conejo o el venado, aunque las aves de corral también están bien. El Pastor belga malinois necesita proteínas para mantener la masa muscular y apoyar la estructura ósea. Las proteínas también ayudan a su belga a sentirse lleno y a mantener su energía.

Grasa – La grasa parece un ingrediente peligroso, pero los perros la necesitan para tener energía. Por lo tanto, busque un alimento para perros que contenga más de un 10% de grasa. Las grasas buenas son necesarias para apoyar la movilidad de las articulaciones, la piel sana y la función cerebral.

Verdes – Esto significa frutas y verduras. Se consideran las mejores fuentes de vitaminas y minerales que promueven la salud de los huesos, el cerebro y la visión. También son ricos en antioxidantes, que estimulan el sistema inmunológico. También contienen fibra, que ayuda al sistema digestivo del perro.

Probióticos – Los probióticos son necesarios para un intestino sano. Dado que el malinois belga es propenso a las alergias y tiene un sistema digestivo sensible, es mejor incluir los probióticos como ingrediente de la comida para perros.

Compuestos esenciales – Ciertos compuestos como la glucosamina y la condroitina aseguran un crecimiento saludable y previenen problemas de salud comunes como la displasia de cadera y las enfermedades cardiovasculares.

Tenga cuidado con los alimentos para perros que contienen rellenos que no tienen valor nutricional y que también se consideran alérgenos. Algunos de estos ingredientes incluyen:

  • Aditivos artificiales como aromatizantes y colorantes
  • Subproductos y comidas procesadas
  • Los granos comunes como el trigo, la soja, el maíz y el arroz blanco

Un Pastor belga malinois de tres a seis meses necesita al menos 1,39-1,50 tazas de comida al día. Una vez que cumple de siete a diez meses de edad, requiere alrededor de 1,34-1,50 tazas de comida por día. Cuando cumpla de once meses a un año, aliméntelo con 1,20-1,34 tazas de comida al día. Las comidas durante su etapa de cachorro deben dividirse en aproximadamente tres o cuatro porciones.

Si es un perro Pastor belga malinois adulto que pesa unos 20 kg, dele al menos 1,08-1,45 taza de comida al día. Si es un perro adulto que pesa alrededor de 25 kg, dele 1,17-1,53 taza de comida diaria. Si su peso es de alrededor de 30 kg, requiere 1,30-1,50 tazas de comida. La comida de un Pastor belga malinois adulto debe ser dividida en dos porciones más pequeñas.

Salud y ejercicio

El Pastor belga malinois está lleno de vigor y energía, por lo que requiere más tiempo para gastar su energía. Sería un gran compañero para las personas que tienen un estilo de vida activo. Dedique al menos de una hora a una hora y media de su tiempo para sus necesidades de ejercicio. Puede dividirlo en tres sesiones de treinta minutos.

El Pastor belga malinois es una raza bastante resistente. Tiene un promedio de vida de doce a catorce años. Sin embargo, todavía es vulnerable a algunas condiciones de salud, como:

  • Displasia de la cadera
  • Atrofia progresiva de la retina (PRA)
  • Displasia del codo
  • Sensibilidad de la anestesia

Compre un cachorro Pastor belga malinois de un criador de renombre para asegurarse de que obtiene un compañero canino sano y bien criado. Puede encontrar uno pidiendo referencias a otros entusiastas de los perros, al veterinario o al peluquero. Asistir a exposiciones caninas y preguntar a los participantes o al público también es otra buena opción. También puede intentar visitar los clubes de razas locales.

Hay una forma más barata de conseguir un Pastor belga malinois, que es adoptar en lugar de comprar uno. Consulta varios refugios para animales, organizaciones de rescate y centros de acogida de tu zona. Tenga en cuenta que es más probable que encuentre un Pastor belga malinois adulto que un cachorro en estos lugares.

Coste de propiedad

Un cachorro Pastor belga malinois sano y bien criado tiene un precio de entre 500 y 650 libras. Los gastos de alimentación pueden oscilar entre £384 y £504 anuales. La compra de sus suministros básicos como la ropa de cama y juguetes cuesta aproximadamente entre £200 y £400.

Cada chequeo con el veterinario requerirá que pague un promedio de £30. Los gastos de las vacunas iniciales son de unas 100 libras, mientras que los refuerzos anuales son de unas 50 libras por inyección. Optar por un seguro para mascotas para un cachorro sano costará entre 20 y 30 libras al mes de media.

Deja una respuesta