4 consejos súper efectivos para prevenir la masticación inapropiada de los cachorros

Los perros son inteligentes y juguetones. Cuando se les deja solos durante largos períodos, a menudo centran su energía no gastada en conductas destructivas, como la masticación de cachorros. Masticar es un comportamiento normal para los perros, especialmente cuando están pasando por su período de dentición, ya que ayuda a fortalecer sus mandíbulas y dientes. Los cachorros usan sus bocas para explorar las cosas a su alrededor. Sin embargo, masticar se convierte en una preocupación cuando se trata de objetos que no deberían masticar.

Si este comportamiento no se corrige, podría meterlos en problemas y provocar graves riesgos para la salud. Aquí hay una lista de consejos que ayudarán a eliminar la masticación no deseada de los cachorros:

1- Haga su casa a prueba de cachorros.

Para mantener a su cachorro seguro, mantenga los productos de limpieza, cables eléctricos, objetos punzantes, medicamentos, plantas venenosas y otros peligros de la masticación fuera de su alcance. Asegure los cubos de basura para que su cachorro no se sienta atraído por los olores de la basura.

2- Ofrézcale juguetes para masticar

Masticar es natural para los perros, pero los dueños necesitan redirigir la atención de sus mascotas a los artículos para masticar apropiados. Proporcione juguetes que no se parezcan a los de la casa para minimizar la posibilidad de que su cachorro se dirija a cosas similares.

Haga que los juguetes masticables sean más deseables. Por ejemplo, remoje un juguete para perro en caldo de carne o ponga mantequilla de cacahuete en un juguete masticable. Ponga la zanahoria favorita de su cachorro en el congelador, especialmente en un día caluroso. Esto ayudará a su cachorro a ocupar su tiempo y también le ayudará a refrescarse. Sólo recuerda no sobrealimentarlo con golosinas ya que podría provocar problemas gastrointestinales.

3- Aumente la actividad física.

Si su cachorro no realiza suficientes actividades físicas, puede aburrirse fácilmente y encontrar algo que hacer para divertirse. Los perros necesitan liberar las energías acumuladas y canalizarlas en algo productivo. Dedique más tiempo al juego y tenga sesiones de entrenamiento más regulares para aumentar sus actividades físicas y mentales.

Como alternativa, si su cachorro tiene todas sus vacunas, puede contratar a un paseador de perros para darle una salida estructurada, saludable y divertida para quemar el exceso de energía y eliminar las conductas negativas.

Si su perro sigue inquieto después de una caminata realmente larga, considere la posibilidad de llevarlo a clases de entrenamiento para cachorros.

4- Sea prudente con el castigo.

El tiempo es crucial. Los perros relacionan el castigo con lo que están haciendo en ese instante, lo que significa que hay que corregir el mal comportamiento en el momento en que está sucediendo o inmediatamente después. Un castigo retrasado después del incidente no evitará que su cachorro tenga un comportamiento indeseable.

Cuando vea a su cachorro mordiendo un objeto que no debe, siga los siguientes pasos:

  • Diga “no” mientras su perro lo mastica.
  • Inmediatamente retire el objeto.
  • Reemplácelo por algo que su perro pueda masticar.
  • Una vez que empiece a masticarlo, elógielo.

Corregir los hábitos de masticación destructivos implica gestionar la energía de su cachorro y su entorno. Al proporcionarle muchas actividades y juguetes emocionantes, está canalizando su energía hacia una dirección más productiva.

Deja una respuesta